08 ago 2009

Conjuntivitis CaninaLa conjuntivitis canina es una enfermedad contagiosa, que ocasiona una irritación en la conjuntiva, membrana ubicada en el interior del párpado, y en la parte anterior del ojo. Es una enfermedad sencilla de detectar, pues los síntomas se perciben a simple vista: enrojecimiento uno o los dos globos oculares, presencia de lagañas, lagrimeo y picazón.

Como dijimos, uno de los síntomas es la picazón, que genera una tendencia del perro a rascarse los ojos, lo cual empeora más la enfermedad. Algunas razas son más vulnerables que otras a la conjuntivitis, como por ejemplo el Boxer, el Shar Pei, el Basset Hound, el Carlino, y el Bulldog.

Si bien la conjuntivitis canina no es una enfermedad severa (aunque sí frecuente), puede ocasionar la aparición de otras enfermedades, si no es tratada en tiempo y forma, y así causar daños permanentes en la visión del perro.

Los motivos por los cuales surge la conjuntivitis en los perros son variados, por ejemplo: una reacción alérgica, un virus, una infección (por bacterias), hongos, polvo o aire seco en los lugares donde suele estar el perro, golpes en los ojos, etc. Otro dato a tener en cuenta, es que en el verano es cuando existe la mayor proporción de perros enfermos de conjuntivitis.

Esta enfermedad puede estar asociada a otras, como el moquillo canino, o el glaucoma; por lo cual, la mejor opción ante la presencia de los síntomas nombrados, es la consulta al veterinario.